domingo, 5 de agosto de 2012

Los cuernos y el placer de ella

Los cuernos son fundamentales en la relación D/s para que ella tenga libertad absoluta y sea consciente de su poder, mientras que su sumiso no tiene libertad absolutamente para nada, ni para mirar a otra por la calle.

Que el sumiso acepte los cuernos es la prueba de su verdadero amor por ella, pero éstos deben de darse con la inexcusable condición de que lo de su amante sólo sea sexo. Nada más que sexo. Los cuernos y su aceptación son una prueba de amor del sumiso hacia su Ama, pero ella debe cuidar la salud mental de su sumiso y sus sentimientos, demostrándole que no ama a otro.

Artº xx. Mi placer y mi libertad son bienes sagrados que hay que proteger por encima de cualquier norma moral, ética o legal. Así que si mientras te azoto tengo un orgasmo, añadiremos 10 azotes por orgasmo a la cuenta, con el fin de que me garantices que mientras tenga orgasmos podré seguir usándote para mi placer, azotándote, por tiempo ilimitado.
Como tu cuerpo está destinado a mi exclusivo placer, mientras siga teniendo orgamos nunca dejaré de azotarte el culo y podré hacerle por un tiempo ilimitado. Como mi placer y mi libertad está por encima de todo, deberás ofrecerme la fusta de rodillas y varias veces al día, por si me apetece usarla en tu culo para mi exclusivo placer. Tu culo ha de estar siempre dispuesto y preparado para recibir mis azotes y mis orgasmos, que es lo único que nos importa: que yo goce y me corra de gusto. Y que sepas que cuantro más cornudo seas y te sientas, más feliz me harás.  No sé si comprendes ésto, pero no importa. Lo importante e que yo lo comprenda, cornudo mío.

0 comentarios :

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.