lunes, 13 de agosto de 2012

Mis otras tareas de cornudo sumiso

Sé que ocurrirá. Que ocurrirá más pronto que tarde. Lo sé. Me lo imagino. Más tarde o más temprano me vas hacer ir un miércoles por la mañana a tu casa a dejártela bien limpia.
- Me gustaría que me limpiaras la casa.

Y yo te diré sin dudar que sí.
- Pero será a cambio de nada -añadirás-, sólo verme desnuda y con ropa sexy mientras tu trabajas desnudo o con unas bragas.
- Lo haré - te diré yo-. Pero con la condición de que entre tarea y tarea, cuando termine el cuarto de baño, por ejemplo, te eches sobre el sofá o la cama y me dejes que pegue mi cara a tu coño y te huela. Sin moverme. Sólo eso. Como ya hemos hecho. Es para tener un aliciente, el acicate de que cuanto antes termine y mejor te limpie, más tiempo me permitirás pegar mi cara a tu coño y olértelo.
- De acuerdo, pero es probable que mientras tú limpias la casa desnudo o con braguitas, venga un amante mío, un amigo, y folle con él y tengas que oír y ver como gimo, como me retuerzo entre sus brazos, como me corro con él y como él se corre conmigo, mientras tú limpias vestido con braguitas.
- Lo sé, mi vida.
- Y entonces cuando pegues la cabeza a mi coño después de haber terminado una tarea, tendrás que limpiar el semen del otro macho.
- Lo sé,cariño.
- ¿Y aceptas?
- Sí, lo acepto.
- Por qué?
- Porque ser tu cornudo sumiso es un honor y un orgullo para mi; porque quiero amarte completamente, en absoluto, sin límite y más allá del bien y del mal, más allá de los límites que cualquier persona razonable se impone para no caer al vacío. Contigo el abismo es el cielo en el que el dolor es un placer y servirte y humillarse ante ti un orgullo que sólo unos pocos pueden disfrutar y paladear. Porque tus cuernos son el orgullo que me hace levantar la cabeza por la calle e ir erguido y digno, muy digno. Tus cuernos son mi dignidad, aunque no lo parezca.
Y porque te quiero, amor mio. Te amo.


2 comentarios :

  1. Gracias. Me alegra que nuestra conversacion de ayer te inspirara estas palabras....

    ResponderEliminar
  2. Es que eres una muy buena fuente de inspiración. Una mujer excepcional.

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario.