jueves, 6 de diciembre de 2012

Meli de cambrom y Matias Cornudo

Meli de cambrom me confiesa que lleva dos años haciendo cornudo a su marido. Desde antes de la boda.  Anduve de novia con Víctor durante  seis meses, me cuenta.  Víctor es hermano de  Matías, mi marido.  Es el hermano mayor y está bien rico, pero lo tuve que dejar por mujeriego. 
 Poco después conocí a Matías y cuando decidió presentarme a su familia, hicieron una comida y para mi sorpresa, allí estaba Víctor, mi anterior novio. Matías y yo vivíamos con su familia por lo que Víctor estaba allí y cada vez que lo veía sentía mariposas en el estómago.  Hasta que un día en la cocina me manoseo, me tapó la boca con su mano y me sacó una teta que me empezó a mamar muy rico. Luego me llevó a la recámara de Matías donde cogimos mucho. Víctor siempre fue muy dominante y es lo que a mi me gusta. Mi marido fue siempre sumiso y pasivo. 
 Yo follaba con Víctor porque Matías no quería coger conmigo hasta el día de la boda. Aunque meses antes le encontré en su teléfono móvil que descargaba relatos de la web Morbocornudos.  Pensé que lo que quería era ser corneador y me enfadé mucho. Lo abofetee bien fuerte porque creía que me engañaba con alguna casada. Lo humillé, le tiré de los pelos y él se hinco de rodillas y me pidió perdón. 

Me dijo que su máxima fantasía era verme follar con otro. Y me dijo que con quien fuera, que no le importaba con quién lo hacía cornudo. Yo le advertí que si eso era lo que él deseaba se iba a arrepentir. Y que quería a su hermano en mi cama esa misma noche. Ya que quería ser cornudo y no le importaba con quién, me aproveché y le dije que lo iba a hacer cornudo con su hermano, con el que ya follaba. 
Lo volví a abofetear y le dije que le contara a su hermano toda la verdad, que quería ser cornudo.  Y lo hizo. Fue  e invitó a su hermano a hacer un trío conmigo, pero él no contaba con que yo ya había hablado antes con Víctor y le había dicho que iba a air a verlo. Que lo humillara y se burlara de él cuando le dijera que quería ser cornudo. Luego supe que cuando Matias se lo confesó a su hermano, Víctor lo puso de rodillas y le dijo que se lo suplicara, que le suplicara que quería ser cornudo y que él fuera el corneador. 
Matías, de rodillas, estaba extrañado por la actitud de su hermano, pero le suplico que necesitaba un macho en la casa y que quería que fuera él. Víctor le dijo que siempre había sospechado que era un marica y le pisó los huevos. Fue entonces cuando le confesó que siempre había sido un cornudo y le enseñó las fotos que tenía en el móvil de cuando había follado conmigo. Para sorpresa de Víctor,  a Matías se le puso dura al verme en las fotos follando con él. Se excitó aún más al saber que ya era cornudo. 
 Entonces Víctor le dijo a Matías que se la chupara y que llevara cuidado de no lastimarlo con los dientes. Después vinieron a casa y hace un año lo convertimos en bisexual. A los cuatro meses de que Víctor me follara por primera vez, me casé con su hermano Matias.  Víctor fue el padrino de bodas, el que le dio los anillos que estaban manchados de leche pues habíamos follado poco antes de la boda.  

 Desde entonces seguimos así. Víctor está casado, pero viene cuatro veces a la semana a casa y duerme en nuestra cama de matrimonio, mientras mi marido duerme en la cama de servicio.  Dentro de un año pienso quedarme preñada de mi amante y que mi marido cuide a nuestro hijo. 

(Meli tiene página en Facebook. Las fotos son reales, del día de su boda con el cornudo y de momentos en los que folla con el hermano de su marido, el cornudo)

0 comentarios :

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.